¿Planifica viajar en auto? Aprenda más sobre el lenguaje de luces y evite accidentes

Las luces de iluminación cumplen un rol importante en la seguridad vial; sirven para que el conductor vea mejor y para que otros conductores lo vean también, así como para señalizar algunas maniobras. “Por eso es fundamental conocer las funciones de cada luz y el significado de las señales que se ejecutan con cada una, ya que esto permitirá actuar y reaccionar de manera oportuna durante la conducción, evitando inclusive accidentes de tránsito”, señala Lenin Silva, Supervisor Técnico de Teojama Comercial.

En Ecuador, según el último informe ESTRA (Estadísticas de Transporte) del Instituto Nacional de Estadística y Censos, la principal causa de siniestros, durante el primer trimestre de 2023, fue la impericia e imprudencia del conductor con un total de 2.017 siniestros, seguido de accidentes ocasionados por no respetar las señales de tránsito con 1.113 eventos. Justamente, los conductores que desconocen el lenguaje de las luces en carretera son más propensos a cometer imprudencias en la vía pública.

En este contexto, Teojama Comercial comparte las siguientes recomendaciones sobre el lenguaje de luces, sus usos y cómo prevenir accidentes en la vía al poner en práctica estos consejos de manera responsable.  

  • Luces bajas: se encuentran en los faros delanteros y reflejan una luz normal y clara. Se deben usar siempre al manejar en la noche y permiten que el vehículo sea más visible, sin afectar la conducción de los usuarios que vayan en sentido contrario o delante.
  • Luces altas: se encuentran en los faros delanteros y reflejan una luz más potente que debe ser utilizada solo en lugares con poca iluminación y sin tránsito vehicular, debido a que pueden afectar la visibilidad de otros vehículos, tanto al frente como en sentido contrario.
  • Cambios de luces: consiste en mover de manera repetitiva o flashear las luces altas y sirve para alertar a otros conductores o viceversa sobre alguna novedad en la vía. Por ejemplo: si un auto en sentido contrario hace cambio de luces estará alertando sobre peligros o eventos que ocurren más adelante en la vía.  
  • Neblineros: estas luces mejoran la visibilidad en lugares con escasa o nula iluminación. Están ubicadas en la parte baja de la defensa y en la parte trasera de algunos vehículos; y sirven para guiar y no perder de vista el camino, así como para ser visible para otros conductores. Estas luces se usan, sobre todo, en caminos con neblina.
  • Direccionales: al igual que las luces de niebla están al frente y detrás del vehículo. Su función es indicar la posición del vehículo a los otros automotores. Además, son utilizadas para informar la posibilidad o no de rebasar en la vía, utilizando la bocina como aviso adicional.
  • Intermitentes: conocidas erróneamente como luces de parqueo, sirven para indicar fallas del auto o alertar peligros en el camino. Su objetivo es avisar a los autos que van detrás del vehículo de un posible frenado de emergencia. Además, se utilizan para avisar que el vehículo se estacionará o que circulará en reversa.
  • Para rebasar: para avisarle al conductor de adelante que se va a rebasar se usa una ráfaga de luces delanteras, si el conductor enciende sus intermitentes del lado derecho significa que se puede adelantar por ese lado, pero si enciende las del lado izquierdo, significa que se debes esperar.
  • Antes de salir de viaje o desplazarse: además de revisar las condiciones físicas y mecánicas del vehículo como: la presión de las llantas, el nivel de aceite, el agua, el anticongelante o el líquido de frenos; “es recomendable revisar periódicamente que todas las luces funcionen correctamente. Recuerda que éstas no sirven solamente para alumbrar nuestro camino, sino también para comunicarnos con otros conductores y usuarios de la vía”, añade Lenin Silva, Supervisor Técnico de Teojama Comercial.

También es importante destacar que se debe mantener las luces originales del vehículo, ya que el uso de otros productos lumínicos, por más llamativos que sean, pueden generar daños en el sistema eléctrico u ocasionar accidentes por su mala utilización. “Si bien no todas estas señales están normadas en la Ley de Tránsito, conocerlas es muy útil para todos los conductores. Conducir con precaución y responsabilidad minimizará el riesgo de imprevistos durante tu viaje”, concluye el experto.

Fuente: Diego Jácome

Virtono

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *