Expertos advierten que el Fenómeno del Niño no llegará al Ecuador el 15 de noviembre

El océano Pacífico ecuatorial ha registrado un calentamiento moderado en los últimos meses, lo que ha llevado a muchos a pensar que el Fenómeno del Niño llegará a las costas del Ecuador el próximo 15 de noviembre. Sin embargo, Franklin Hormaza, profesor investigador de la Facultad de Ingeniería Marítima y Ciencias del Mar (FIMCM) de la Escuela Superior Politécnica del Litoral (ESPOL), advierte que esto no sucederá.

En una entrevista realizada en el programa Azul Sostenible de prensa.ec, Hormaza explicó detalladamente por qué no se registrarán los efectos del Fenómeno del Niño en el Ecuador a mediados de este mes. Según el experto, aunque efectivamente hay un calentamiento moderado en una zona específica del Pacífico ubicada a unos 8.000 km al oeste de Ecuador, esto no significa que sus efectos llegarán automáticamente a la costa ecuatoriana.

Para que el Fenómeno del Niño impacte al país, deben darse ciertas condiciones oceanográficas y meteorológicas precisas. En primer lugar, la temperatura del mar frente a las costas ecuatorianas debe estar por encima de los 28°C, cuando actualmente se encuentra en 24,5°C. Además, la profundidad de la termoclina, que es la capa que separa las aguas cálidas superficiales de las frías profundas, debería estar entre 70 y 100 metros de profundidad, y en este momento está alrededor de 30 metros.

Otros factores oceanográficos como la salinidad, el oxígeno disuelto, la transparencia y el nivel medio del mar también se encuentran en niveles normales, no compatibles con la presencia de un Fenómeno del Niño fuerte.

En cuanto a las condiciones meteorológicas, la zona de convergencia intertropical debería ubicarse entre los 5° y 8° de latitud sur, es decir, frente a las costas del Ecuador y norte del Perú. Sin embargo, en estos momentos se encuentra mucho más al norte, a la altura de Panamá y Colombia. Esto se debe a la presencia de vientos predominantes del sur y el anticiclón del Pacífico Sur, que están impidiendo el desplazamiento de la zona de convergencia hacia el sur.

Mientras esta situación prevalezca, algo que se espera al menos hasta finales de noviembre, no se producirán precipitaciones significativas en Ecuador. Recién para diciembre existiría la posibilidad de que se den las condiciones para la llegada de un Fenómeno del Niño moderado o débil, pero no antes del 15 de noviembre como muchos han especulado.

Hormaza recalcó que las autoridades y la ciudadanía en general deben seguir preparándose de manera responsable, pero sin caer en alarmismo ni hacer caso a informaciones poco fundamentadas. Los pronósticos sobre el clima y fenómenos como El Niño deben basarse en mediciones científicas y no en suposiciones. Por ello, es importante que los medios de comunicación brinden información completa y veraz al respecto.

El experto finalizó haciendo un llamado a invertir más en ciencia e investigación oceanográfica y meteorológica, ya que esto permite entender mejor estos fenómenos y tener mejores sistemas de prevención y alerta temprana ante sus efectos. Solo con información científica confiable se puede orientar adecuadamente a la población.

Fuente: Azul SOStenible | prensa.ec

Virtono

Comments are closed, but trackbacks and pingbacks are open.