#ECUADOR.- “Derechos sin fronteras: salud sexual y salud reproductiva en contextos de movilidad humana”, fue el webinario realizado este viernes 30 de julio por el Ministerio de Salud Pública (MSP), junto al Fondo de Población de la Naciones Unidas y la Organización Internacional de Migraciones (OIM).

El objetivo es promover el ejercicio de estos derechos a favor de las personas en situación de movilidad humana en el país, con la capacitación a profesionales de salud de la Red Pública Integral de Salud, responsables zonales en estos temas, provisión de servicios, gestión de riesgos, así como personal en territorio de OIM.

La apertura del evento estuvo a cargo del director Nacional de Promoción de la Salud, Francisco Vallejo, junto a la oficial de salud sexual y salud reproductiva del UNFPA, Marcia Elena Álvarez.

Vallejo ratificó que el Estado ecuatoriano garantiza el pleno acceso de estos derechos a migrantes, especialmente a niños y mujeres que se desplazan desde sus países de destino y que pueden estar expuestos a diferentes situaciones de violencia.

El MSP durante el año 2020, brindó su contingente a personas extranjeras, mujeres y hombres, de 10 a 49 años: 190 atenciones por violencia física, 252 de carácter psicológica, 103 por violencia sexual. Además, 5.206 en VIH, 15.669 en control prenatal, 25.020 en planificación familiar, 509 consultas por control preconcepcional, 6.736 de tamizaje para detección de cáncer cérvico uterino y 16.093 de tamizaje para detección de cáncer de mama.

El asesor regional del Fondo de Población de las Naciones Unidades, Juan Protto, reiteró que en el contexto migratorio es necesario atender y garantizar el acceso a los servicios de atención médica, sexual y reproductiva en situaciones de emergencia a las personas involucradas en migraciones forzadas como los ciudadanos venezolanos, que considera representan un desafío para los países de acogida.

La oficial de OIM, María Belén Rodríguez, recordó que Ecuador dejó de ser un país de paso para los migrantes y se constituye en una nación de acogida. Coincidió en visibilizar las necesidades de servicios de salud sexual y reproductiva, así como poner énfasis en temas médicos, salud mental, promoción de la salud. Además, cubrir necesidades básicas de insumos de bioseguridad como mascarillas, gel y alcohol.

Fuente: Ministerio de Salud Pública

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *