Portoviejo, Manabí.- El Municipio de Portoviejo desplegó 110 servidores de distintas ramas para la atención inmediata en distintos frentes emergentes provocados por las intensas lluvias.

Más de una treintena de incidentes, entre menores y algunos de alta afectación, fueron reportados. Uno de los puntos más críticos se suscitó en la comunidad de Boquerón, Chirijos, donde alrededor de una decena de familias debieron salir de sus viviendas tras el desbordamiento de quebradas. Estas fueron trasladadas a albergues y a familias acogientes.
El alcalde Agustín Casanova, junto a su equipo técnico, recorrieron este y otros puntos afectados en diversas parroquias. “Todo nuestro contingente está activado, tanto para la intervención con maquinaria y la ayuda a las familias damnificadas”, señaló.

Otros lugares donde se reportaron incidentes fueron San Plácido, Estancia Vieja, Mapasingue, Pachinche Adentro y otros.

El Municipio desplegó equipos y personal para tareas como remoción de lodo, apertura de vías, destaponamiento de alcantarillas, sumideros, trabajos de protección en riberas, limpieza de calles, y otras.

Además, se reforzó la vigilancia permanente en diversos puntos de control en los ríos Portoviejo y Chico. Como medida preventiva, ante el aumento del caudal, se anunció el cierre de la circulación sobre el puente El Cady y se alertó sobre posibles inundaciones.

Las acciones fueron coordinadas con otras entidades como MIES, MIDUVI, Servicio de Gestión de Riesgos y Prefectura de Manabí. Esta última apoya con maquinaria para la limpieza y rencauzamiento de las quebradas, así como para la limpieza de calles que realiza el Municipio.

Fuente: Alcaldía de Portoviejo

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *